17 certificaciones que merece la pena conseguir

publicado en: Formación TIC | 0

formación IT

En un mercado muy competitivo, los profesionales de hoy en día se esfuerzan por diferenciarse de sus compañeros obteniendo una certificación profesional. En nuestra empresa especializada en la impartición de formación IT sabemos que existe una gran oferta de titulaciones y que, en muchos casos, puede resultar complejo decantarse por una en detrimento de otra. En cierta manera, podemos decir que existen muchos caminos que nos permiten adquirir experiencia y nuevas habilidades.

Las empresas reciben muchos CV de demandantes de empleo en su organización. Por ello, una buena forma de diferenciarse del resto es contar con alguna formación específica acreditada. En el sector TI, las certificaciones son muy valoradas, siendo en muchas ocasiones requisito obligatorio para optar a ciertos puestos de empleo.

Si no sabes por qué formación decidirte, en este post queremos ayudarte. Vamos a facilitarte el camino para que puedas trazar tu ruta profesional. Para ello, vamos a compartir contigo las principales certificaciones de TI por las que merece la pena apostar.

Project Management Professional (PMP®)

Antes de elegir esta opción, debes saber que no será fácil. Pero como dijo Theodore Roosevelt “Nada en el mundo merece la pena si para conseguirlo no implica esfuerzo, dolor y dificultad”. Esta titulación fue creada por el Project Management Institute en 1984, siendo una de las alternativas más respetadas del mundo de los negocios. Sin embargo, para poder optar a la misma serán necesario varios requisitos. Los solicitantes con un título de cuatro años deberán contar, además, con más de tres años de experiencia en la gestión de proyectos. Cifra que aumentará a cinco años de experiencia para los usuarios que no cuentan con el título de cuatro años. A pesar del esfuerzo, según el Informe anual de Habilidades y Salarios de TI, que hemos elaborado en Global Knowledge, esta certificación es una de las que cuenta con un salario más alto.

Certified Associate in Project Management (CAPM®)

El Project Management Institute también ofrece esta otra certificación, pensada para aquellos usuarios con menos experiencia en la gestión de proyectos, pero que cuentan con ciertos conocimientos en este campo, centrándose sobre todo en la terminología y los procesos. La principal diferencia entre ambas certificaciones es que los requisitos de acceso del CAPM no son tan estrictos como la opción anterior. Será suficiente con tener un título de educación secundaria y unas 1.500 horas en la gestión de proyectos o 23 horas de educación en esta materia.

CompTIA A+

La certificación A+ de CompTIA es conocida por su neutralidad de proveedor. Este modelo se diferencia de las credenciales tecnológicas de otras firmas como Cisco, Microsoft o Apple en que, en este caso, la certificación resultante no está vincula a una empresa o tecnología concreta. Lo cual acredita que estos profesionales están preparados de forma única para cualquier entorno. Esta certificación nunca expiró, ahora CompTIA quiere que los titulares del A+ vuelvan a examinarse, renovando la certificación cada tres años.

GRC Professional (GRCP™)

No es la titulación más apasionante, pero lo cierto es que son necesarios profesionales de GRC. Cuando las empresas alcanzan cierto tamaño, requieren la ejecución de tareas como gestión de riesgos, control interno, etc. De todo ello se encarga el GRCP para garantizar un funcionamiento eficiente. Una vez superado el examen, se obtiene una acreditación por un año, después de este plazo habrá que abonar una cuota anual y participar en la formación continua.

Certified in Risk and Information Systems Control (CRISC)

La Asociación sin ánimo de lucro de la sociedad ISACA es la encargada de otorgar la certificación CRISC. Además de superar el examen, será necesario contar con tres años de experiencia en tres de los cinco dominios CRISC: identificación, evaluación de riesgos, respuesta de los riesgos, monitoreo del riesgo o diseño e implementación de control de sistemas de información. Según el Informe de Habilidades y Salarios los profesionales TI con esta acreditación ganan un sueldo medio de 113.420 euros.

ITIL® Expert

Anteriormente conocida como la Biblioteca de Infraestructura de Tecnologías de la Información (ITIL), se trata de una disciplina que modifica la TI convirtiéndola en un proveedor de servicios. Es decir, estos profesionales ayudan a sus empresas a alinear mejor sus políticas de TI con las necesidades de la organización.

Red Hat Certified Engineer (RHCE)

Esta certificación garantiza que el profesional es capaz de configurar eficientemente los servicios de red y la seguridad en los servidores que ejecutan Red Hat Enterprise Linux. Dentro de esta acreditación encontramos varios niveles: medio y avanzado, para adaptarse a todo tipo de necesidades y tareas.

Convergence Technology Professional (CTP)

Las soluciones de comunicación unificadas (UC), funcionales y rentables, están en pleno apogeo y requieren de personal altamente cualificado que comprenda la importancia de la integración de las tecnologías de UC en la organización. Si ya cuentas con el certificado CCNT, el siguiente paso lógico es conseguir esta certificación para validar las habilidades de voz, datos, y convergencia.

Cisco Certified Internetwork Expery (CCIE)

Considerada una de las certificaciones TI más respetadas y solicitadas, esta es la credencia de mayor nivel de Cisco. La prueba consiste en un examen escrito de dos horas y un ejercicio práctico de ocho horas. Tiene fama de ser una de las credenciales más difíciles de obtener, pero desde su creación en 1993 decenas de miles de profesionales se han hecho con ella. Aunque comenzó como una certificación de redes, lo cierto es que ahora la compañía ofrece varias opciones de especialización incluyendo cuestiones como el centro de datos, enrutamiento y comunicación, seguridad, etc.

Dejar una opinión